Cuando no está entre fogones el chef Takehiro Kishimoto no puede dejar de lado su verdadera pasión: elevar la comida a puro arte. Frutas y verduras talladas a la perfección, gracias a su manejo del Mukimono; un antiguo arte japonés con el que es capaz de decorar frutas y verduras, tallándolas y recortándolas para después ser servidas como guarnición o como centros de mesa.

Leer más