Etiqueta: medio ambiente

La marca británica Mou lanza sus primeras zapatillas veganas

Las firmas de moda cada vez están más comprometidas con el medio ambiente y muchas de sus colecciones son un reflejo de ello. En esta ocasión, la firma de calzado Mou presenta una cápsula de zapatillas veganas dentro de su colección primavera/verano 2020 para mujer.

Leer más

ECOALF se une a Thyssen-Bornemisza para crear una colección que alerta del daño al océano

Por primera vez el Museo Nacional Thyssen-Bornemisza, junto a Thyssen-Bornemisza Art Contemporary (TBA21) se unen a ECOALF para crear una colección que alerta del daño al océano y que sólo podremos encontrar en la tienda del museo. Una serie de prendas que recogen algunos de los dibujos del artista Joan Jonas y que forman parte de la recién inaugurada muestra ‘Moving Off the Land II’ que se podrá visitar hasta el próximo 18 de mayo.

Leer más

La escultura que ayuda a salvar el medio ambiente

Con una población que supera los 7 mil millones de habitantes y no para de crecer, no es difícil preguntarse ¿cuándo agotaremos nuestros recursos naturales?. Desde Malatinta, ya os hemos hablado de la importancia que tiene el reciclaje en el medio y ambiente y cómo poco a poco estamos destruyendo «queriendo o sin querer» nuestro «tesoro» más preciado: el planetaPlastic Pollution CoalitionMary Ellen CroteauKhalilChishteeTim Noble y Sue WebsterElisa Insua o el famoso artista del fuego Steven Spazuk son algunos de los artistas concienciados con el medio ambiente y cuyos trabajos han girado en torno al preocupante daño que estamos generando por nuestro egoísmo y ambición. Marcas como Ecoalf han querido demostrar que, gracias al reciclaje, podemos crear prendas igual o mejor que las diseñadas con pieles o materiales animales evitando así la destrucción y crueldad animal.

Leer más

III Feria Vegana, un estilo de vida diferente

¿Ser vegetariano/vegano está de moda o es que cada vez hay más personas concienciadas sobre la forma en la que estructuramos nuestra sociedad y la necesidad de que ésta cambie?

texto veganHace poco ya os explicábamos la diferencia entre ser vegetariano y ser vegano. Ahora os proponemos que preguntéis a la gente de vuestro alrededor si podría trabajar en un matadero; si la respuesta es no, entonces preguntadle… ¿Por qué sí eres capaz de comerte la carne que de ahí sale? Seguramente se generará un debate; el mismo que tiende a generarse cuando alguien parece tener que justificar la decisión de hacerse vegetariano/vegano.

Pero demos un paso más allá en cuanto a lo que esto significa, si indagáis sobre las opiniones al respecto, os encontraréis que muchos piensan que adoptar este estilo de vida tiene sólo que ver con «no comer animales porque tienen sentimientos» pero si nos ponemos a investigar, esto sólo es la punta del iceberg.

Los motivos que mueven a cada una las personas que deciden dar este paso pueden ser muy variados y no sólo están relacionados con empatizar con las emociones de los animales. Decir que no a un tipo de industria propiciada por una sociedad capitalista, a una sociedad de consumo masivo donde prima más la cantidad que la calidad, decir que no estoy de acuerdo con el trato que se le da a los animales, dudar de la calidad de la carne que me como por el estado en el que se encuentran y viven esos animales, rechazar el uso de transgénicos que parecen estar dañando la salud de nuestro cuerpo, mantener una alimentación más saludable o alcalina etc.

texto vegan

Tomar conciencia de todo esto suele suponer un proceso lento que acaba salpicando otras áreas de tu vida, la búsqueda de ropa o calzado que se haga de forma respetuosa con el medio ambiente -y las personas-, el respeto hacia la naturaleza y el mundo animal, el reciclaje, la búsqueda de una sociedad y unas formas de consumo energético más sostenibles, la mejora de la capacidad de autogestión donde el ser humano deja de depender tanto de lo que le dan -o le permiten- para poder depender más de sí mismo.

Probablemente muchos pensaréis que los productos tienden a ser más caros, que encima es muy difícil dejar de hacer todo de la forma en la que lo conoces y nadie dijo que fuera fácil, pero la labor que se encuentra detrás del trabajo empieza a valorarse de forma diferente, empiezas a necesitar menos. Es un proceso lento en el que vas encontrando alternativas de consumo -y compra- menos habituales, poco a poco; si sientes una incongruencia entre lo que te gustaría hacer y lo que haces pero sientes ganas de solucionarlo y te agobias pensando que no sabes o no puedes dar un giro tan radical, cambia hasta donde tú puedas y te sientas cómodo. Paso a paso irás encontrando el equilibrio sin por supuesto olvidarte de tu salud.

Este domingo 24 de abril nos visita la tercera edición de la Feria Vegana en Madrid. Un lugar donde no sólo podrás asistir a talleres (para hacer tu propia leche vegetal o snacks), degustar productos veganos que nada tienen que envidiar a un filete de ternera, conocer santuarios animales o interesarte por productos solidarios, sino que se convierte en un lugar de encuentro para compartir conocimientos o pensamientos rodeados de música en buen ambiente y visibilizar así que esta forma de vivir está cada vez más lejos de ser una minoría.

 

La cosmética natural está de moda

Cada día son más el número de personas que apuestan por la cosmética ecológica y natural pero, ¿qué diferencia tienen estos productos con los de toda la vida?, ¿son mejor para nuestra piel?, ¿qué ventajas tiene utilizarlos?…

1

Es necesario comenzar definiendo cosmética natural y orgánica: son todos aquellos productos elaborados a base de ingredientes naturales o con origen natural, es decir, que no han sido alterados durante su producción. La composición de estos puede contener un mínimo porcentaje de ingredientes de origen sintético pero siempre que no sean perjudiciales ni para el medio ambiente ni para nuestro organismo. Además, ni los ingredientes que lo componen ni el producto finalizado han sido testados en animales.

930X530

Tal y como hablábamos en este artículo cada vez son más las personas concienciadas con la protección del medio ambiente y esto es una de las razones por las que el consumo de los productos ecológicos y naturales ha aumentado. Pero no es la única, ni tampoco la más importante.

The concern about the skin

Otra de las razones de peso que está llevando a la sociedad a dejar de comprar cosmética convencional es el cocktail de ingredientes químicos quecontienen. Son muchos los estudios que afirman la existencia de un porcentaje de toxicidad en  la mayoría de los geles, champús, cremas… introduciendo, así, riesgos para nuestra salud.

apg-quimica-sa-de-cv_03

La sustancia más polémica a la hora de comparar la cosmética convencional con la natural son los parabenos, un grupo de conservantes que en su gran mayoría son sintetizados de manera artificial. Cuando usamos estos externamente, es decir, cuando son absorbidos por la epidermis su eliminación no es tan fácil. Por ello debemos tratar de usar cosmética libre de parabenos siempre que podamos.

La cosmética natural tiene grandes ventajas para nuestra piel: no agrede nuestra dermis, no tiene efectos secundarios, no produce alergias…

libre-de-parabenos-large

Antes resultaba más difícil encontrar cosmética natural y ecológica pero, hoy en día podemos encontrarla en supermercados corrientes o, incluso algunos mejunjes los podemos realizar en casa. Siendo tan fácil, ¿por qué no apostar por ella?

 

Moda para mejorar el mundo

Vivimos en una sociedad donde la cantidad de información que disponemos a la vez nos satura y nos da libertad y, en muchas ocasiones nos acerca a la realidad donde podemos sentir muy de cerca problemas que existen a nuestro alrededor. Ser conscientes de lo que pasa a nuestro alrededor nos impone una responsabilidad, que podemos decidir tomar o no.

Dentro del mundo de la moda, es difícil escoger entre la multitud de marcas a las que gracias al mercado online podemos acceder y, en muchas ocasiones, el hecho de disponer de tantas alternativas nos abruma. ¿Quién no ha cerrado varias páginas web de repente ante la imposibilidad de tomar una decisión? Por otro lado, son cada vez más los amantes de la moda que a la vez que siguen las últimas tendencias buscan la satisfacción personal de estar contribuyendo a una buena causa. Cada uno lo hace a su manera, unos miran las etiquetas y prefieren los “made in Spain” a los “made in Bangladesh”, otros prefieren ser respetuosos con nuestro medio ambiente y compran productos hechos de materiales reciclados. Los más exigentes no compran en marcas “low cost”, llevan ropa hecha de algodón orgánico y buscan etiquetas con la estampa “Fair Trade”. Lo que parece que está claro es que para muchos de los consumidores la historia que está detrás de un producto importa.

1

En este contexto aparecen casos de empresas responsables con la sociedad. Estas marcas no pretenden ser una más entre las miles, si no que sueñan con formar parte de un mundo mejor. Ponemos como ejemplo casos de éxito, como TOMS que inundó el mundo entero con sus Canvas inspiradas en las alpargatas argentinas. Bajo su modelo “One for One”, por cada compra TOMS regala un par de zapatos a alguien que los necesita. Mientras Patagonia puede presumir con orgullo de ser uno de los paradigmas de las empresas textiles más respetuosas con el medio ambiente. Warby Parker ha revolucionado el mundo de las gafas y también ha implementado una política generosa de donación por cada venta. ¡Cómo nos sentimos de bien cuando llevamos productos de estas marcas sabiendo que estamos aportando un granito de arena!

2s

Estos modelos socialmente responsables cada vez nos atraen más a todos. En España tenemos algunos ejemplos que están siendo muy exitosos. Ecoalf es una empresa española que hace sus productos con materiales reciclados. Sus mochilas y sus chanclas ya son famosas.

3

 

Otro caso muy bonito es el de miemana, una empresa fundada por una joven asturiana que sueña con dar trabajo a personas con discapacidad. miemana vende bolsos hechos a mano y parte de los mismos, concretamente las borlas, están hechas por personas que tienen algún tipo de necesidad especial en la Fundación Vinjoy en Oviedo.

4

El resultado es precioso.

5

Y cada vez habrá más ejemplos. Estos emprendedores socialmente responsables despiertan mucha admiración porque son capaces de transformar problemas en soluciones, en crear belleza más allá de lo puramente visible. Pues ya sabéis, regalar un producto con un impacto social o medioambiental positivo es dar trabajo a una persona con discapacidad, es contaminar menos, es ayudar a aquellos quienes más lo necesitan. Tenedlo en cuenta para vuestras próximas compras porque de estos emprendedores depende nuestro futuro.

La ciudad ideal en Nueva York

¿Cómo sería la ciudad de tus sueños? Cada año un grupo formado por varias ONG´s y asociaciones de arquitectos (FIGMENT, AIANY-ENYA, SEAoNY y NYC) lanzan esta pregunta. Estudios de arquitectura de todas partes del mundo no tardan en dar respuesta y presentan sus proyectos más potentes.

Esta “ciudad ideal” se desarrolla año tras año en Governor´s Island, una pequeña isla situada entra Manhattan, Brooklyn y la Estatua de la Libertad. Actualmente se abre en verano y en ella encontramos un pabellón donde actúan grupos de música, pueden verse obras de teatro y demás actividades.

Este año y por primera vez, una española ha ganado el concurso, Izaskun Chinchilla. Su prototipo de ciudad ideal es ecológico, basado en el reciclaje y el color. Se llama Organic Growth y se trata de un proyecto que se inspira en las flores: concretamente en las hortensias. No se trata solamente de una cuestión estética, detrás de esta elección encontramos simbolismo (artístico y social), funcionalidad y compromiso con el medio ambiente.

“El número de flores que pueden encontrarse en una planta depende de la edad, orientación, humedad, luz o calidad de la tierra entre otros. La planta crece manteniendo un buen equilibrio con el ambiente. ¿No debería la ‘ciudad de los sueños’ hacer lo mismo? La arquitectura tiene que aprender a adaptarse a presupuestos inciertos, requisitos de los cambios sociales y dinámicas ecológicas”

Además a todo esto le tenemos que sumar la importancia del factor ecológico ya que los materiales que forman las hortensias son reciclados: paraguas rotos, trípodes de fotografía, taburetes, ruedas de bicicleta, etc,  Aquí nada se tira, nada muere, lo llaman la “lógica de la cuna a la cuna”, todo puede reutilizarse si no es de una forma de otra.

 

Un proyecto que se financia por medio del crowdfunding, aquí ni los organizadores de este concurso, ni los ganadores, en este caso el estudio de la arquitecta madrileña, se llevan un céntimo por esta obra.

El arte altruista, el arte por el arte que podrán disfrutar todos los que se acerquen este verano a este curioso enclave en pleno Nueva York, lleno de simbolismo y color.

Creado con WordPress & Tema de Anders Norén