Puede parecer increíble, pero el universo de la repostería ha conseguido evolucionar tan rápido que hoy en día podemos ver verdaderas obras de arte en la red. Multitud de artistas se lanzan a probar suerte con el fondant y gracias a su talento y creatividad consiguen dar forma a tartas que más que para hincarlas el diente, sirven como decoración. En Malatinta os hemos hablado en varias ocasiones de reposteros que se merecerían un hueco en los mejores museos y, ahora, os traemos el trabajo de Leslie Vigil.

Leer más