En 2012 la apneísta y fotógrafa japonesa Ai Futaki batió dos récords Guinness del mundo. Ai llegó a nadar la distancia más larga en una cueva con una sola inhalación en dos modalidades: la primera mujer en alcanzar 100 metros con aletas y la primera persona del mundo en alcanzar 90 metros sin aletas. Consegida la meta, Ai aparcó los logros deportivos. Porque lo que realmente perseguía con sus récords era suficiente atención hacia su deseo de mostrar que los humanos y los animales pueden vivir en harmonía. Ahora Espacio RAW en Madrid muestra hasta el 7 de enero de 2020 su primera exposición, Naka – Ima (aquí y ahora). Para realizar sus fotografías artísticas del mundo submarino Ai se sumerge sin oxígeno ni flashes, tan sólo con una cámara de fotos protegida por una carcasa.  

Leer más