La enorme barra con cocina vista, el envolvente espacio, amplios ventanales y la abundante luz natural atraen a quedarse en Grillao, el nuevo restaurante de Chamberí. La propuesta gastro gira alrededor del fuego. Además, el espacio es dog-friendly y las mascotas bien educadas son siempre bienvenidas.

El nuevo punto de encuentro gastro de Chamberí se llama ‘Grillao’ (Eloy Gonzalo, 4) y, según el empresario cántabro Esteban Arnaiz  “es la respuesta a años de pasión y entrega por un trabajo que requiere pura dedicación, donde confianza, sencillez y autenticidad están presentes en cada esquina. Lo más auténtico, a fuego”.

Para empezar. una barra enorme preside el local de 225 metros cuadrados. También, tiene terraza exterior y mucha luz natural. Es más, las mascotas son bienvenidas. Banús Arquitectura firma el envolvente y cálido interiorismo.  Además, el ambiente es smoke-free: libre de “malos humos”.

La oferta gastronómica gira alrededor del fuego. De hecho, sorprende con sencillas recetas de la cocina mediterránea y una cuidada selección de los mejores productos nacionales. 

Kevin preparando la brasa

Carnes, pescados y verduras a la brasa y el ‘Steak Tartare’. También hay ensaladas, risottos, pastas caseras -la auténtica ‘Carbonara’, el ‘Caccio Pepe’ o los ‘Spaghetti con trufa y huevo poché’. Pizzas artesanales de ‘Crema de calabaza, rúcula, mortadela y pistachos’, o la de ‘Trufa, setas y huevos de codorniz’.

Entre los postres nos quedamos con la ‘Tarta de queso Grillao’ y el llamativo ‘Saquito de Nutella’. “En Grillao las cosas pasan delante de tus ojos gracias a nuestra gran cocina vista y el constante movimiento. El fuego es el nexo en todos los platos y la brasa potencia el sabor de las cosas buenas. Nos gusta porque da calor, porque invita a juntarse entre amigos y simboliza la pasión. Porque hipnotiza”, comentan los anfitriones.

El logo y diseño corporativo del restaurante, es la esencia de la marca creada por el equipo de Experienzia. Es un guiño del propio Esteban Arnaiz con su equipo, al que pedía garabatear un monigote en las facturas revisadas y listas para entregar al cliente. “Una simpática imagen que representa años de experiencia aprendiendo a hacer las cosas bien”.

Para sus primeras  Navidades, Grillao ha preparado tres menús para grupos de 38, 45 y 50 euros para almuerzos y cenas a partir de diez comensales.

Burrata 100% leche de búfala con rúcula y pesto

Los menús navideños incluyen entrantes para compartir como las ‘Alcachofas braseadas con queso Pecorino’, ‘Trío de ensaladillas (ventresca, mejillón y carabineros)’, ‘Croquetas melosas de cámbaros’, ‘Provolone a la brasa’, ‘Burrata de búfala con rúcula y pesto’, o el ‘Pastel de mejillones en escabeche’. Segundos a elegir con carnes certificadas nacionales y de importación como el ‘Chuletón de Simmental con 45 días de maduración’, pescados y verduras a la brasa, risottos, pastas caseras y pizzas artesanales elaboradas con el inconfundible toque sardo, con los bordes esponjosos y el centro crujiente. Y por supuesto, postres.

Luca