Las mentiras que esconden las idílicas fotos de Instagram

Con tan sólo 18 años, Essena O’Neill podía presumir de tener todo un séquito de seguidores que seguían día tras día su idílica vida en Instragram. Pero ahora, con más de 712.000 followers, esta joven australiana ha decidido romper con todo y abandonar la popular red social porque asegura que esa «no es la vida real», eliminando más de 2.000 fotografías que había compartido.