El Land Art resucita de la mano de Rune Guneriussen

Durante los años sesenta y setenta se desarrolló un nuevo tipo de concepto artístico ligado a la naturaleza. El Land Art, como así fue bautizado, intentaba acercar el paisaje al mundo del arte y hacerlo partícipe a través de sus elementos. Piedras, arena, hojas, agua, viento… cualquier elemento de la naturaleza servía para crear una obra de arte.