Una estrella en mitad de un edificio. Los habitantes de la ciudad malasia de Penang se han quedado con la boca abierta al observar como quedaba integrada dicha estructura dentro del armazón de la construcción de un edificio urbano. El artista Jun Hao Ong presentaba así su instalación titulada The Star, como si de un meteorito venido del espacio se tratase y se hubiese incrustado en la superficie terrestre.

[photomosaic ids=”37431,37432″]

Todo ello tiene una explicación lógica. El artista ha querido iluminar de esta manera el festival de arte público Urban Xchange en su nueva edición. Más de 500 metros de cables y luces LED son las culpables de crear esta tela de araña en 3D en el suburbio de Raja Uda y que ocupa cuatro pisos del esqueleto de hormigón del edificio en cuestión.

[photomosaic ids=”37433,37434″]

Con ello, el Jun Hao ha querido ser fuente de inspiración para el resto de artistas asiáticos que emergen y mostrar un lado más creativo, transgresor, provocativo y desafiante dentro del entramado urbano del mundo del arte. El significado de la obra ayuda a ello: la estrella es una manifestación de las condiciones estériles de ese suburbio de la ciudad, que en algún momento pudo ser un puerto industrial y un punto de unión entre isla y tierra firme continental. Todo un trasfondo de protesta social y política a base de cables y luz.