Hace ya cuatro años empezábamos a escuchar en nuestro país cómo habitáculos de tres metros cuadrados se convertirían en nuevos «espacios» en los que vivir. Barcelona abriría la veda como primera ciudad proyecto de estas nuevas «infraviviendas» que no paraban de recibir solicitudes a pesar de su ilegalidad. Cuatro años después, la moda de los llamados piso colmena procedente de Japón o Corea del Sur llega a Madrid, a pesar de estar perseguido por la ley. Aparentemente puede ser una buena opción para independizarte si tu economía no es buena, pero…¿realmente serías capaz?. Ahora, el artista Sim Kyu-dong nos muestra cómo es vivir en una colmena.

Leer más