Eterno es el debate sobre si el arte de dibujar se aprende o se nace con él. Marcel, un joven artista eslovaco de 22 años considera que esta disciplina puede ser fácilmente adquirida mediante la práctica, al menos esa fue su experiencia. Comenzó a retratar celebrities de Hollywood en 2010, como una vía de escape contra el aburrimiento. Un mero hobby del que poco a poco se fue prendando. Con el paso de los meses, los dibujos que hacía Marcel sorprendía a cada vez más gente y es que el realismo de su lápiz hace que las estrellas del celuloide parezcan haber sido fotografiadas y no perfiladas con estratégicos movimientos de muñeca

in

 

[singlepic id=343 w=320 h=240 float=none]

“Cuando estoy dibujando, realmente estoy haciendo un esfuerzo increíble para lograr que la imagen sea lo más realista posible”, asegura esta joven promesa, que tan sólo lleva tres años en el difícil mundo de expresar a través del lienzo. No obstante, dedica entre 20 a 40 horas para realizar sus trabajos, con un lápiz negro como única herramienta, por lo que experiencia no le falta a juzgar por sus retratos que se salen del papel.

Marcel podría ser considerado un enemigo de sus musas, pues no tiene reparos en remarcar con maestría cada imperfección de sus rostros. Ni un detalle pasa desapercibido para este habilidoso dibujante, que no es amigo de los retoques fotográficos a los que acostumbran algunas estrellas de la Meca del Cine americano. Pero no sólo sabe captar su físico con ojo de halcón, sino que parece que mire directamente al alma de sus personajes.

[photomosaic ids=”2985,2986,2992,2993″]

El propio artista eslovaco reconoce que poco a poco ha ido desarrollando una técnica que le permitía ser más preciso en su trabajo. Una habilidad que dota de un hiperrealismo casi tridimensional a sus piezas en las que captura el instante mismo.

Por eso asegura que se mantendrá fiel a su limpio estilo: “Recuerdo que una vez traté de dibujar a una gran velocidad a una persona que se había sentado delante de mí, pero no funcionó. Simplemente no es mi estilo, me gusta ser meticuloso con mis dibujos y tomarme mi tiempo para que sea perfecto (…) Por ahora, el dibujo en mi hobby, aunque me encantaría que se convirtiera algún día en mi trabajo”, confiesa Marcel que ha sido capaz de inmortalizar con su lápiz desde Robert Downy a Tom Cruise, pasando por numerosas personajes de la pequeña y gran pantalla.

[photomosaic ids=”2994,2987,2988,2989″]

* Fotos: The Mirror (Photorealistic Pencil Drawings)