Frutas y verduras. Una cámara fotográfica. Unas instantáneas. Y ya tenemos una serie dedicada al arte de la comida. El artista turco Sakir Gokcebag ha sucumbido a la tendencia de experimentar con elementos comestibles que, desde hace un par de años, son utilizados como forma de expresión.

[photomosaic ids= “6257,6258,6259,6260,6261,6262,6263”]

Siguiendo la tradición oriental islámica de crear obras figurativas, a través de objetos geométricos y nunca de representaciones humanas, Sakir nos ofrece una serie de piezas utilizando algo tan cotidiano como la fruta y la verdura. Desde judías o pimientos, pasando por sandías o manzanas, este turco consigue recrear cenefas y motivos representativos que evocan el mundo árabe y recupera todos esos elementos artísticos en los que se encuentran presentes: celosías de madera que cubren ventanas, cúpulas decoradas con mocárabes en yeso que muestran figuras geométricas, figuras vegetales que podemos encontrar en capiteles de columnas talladas al trépano… Toda una muestra de singularidad y creatividad que roza lo efímero.