El mundo LGTB tiene a sus espaldas multitud de clichés sociales y estereotipos como la promiscuidad y otros más de los que no merece la pena ni siquiera mencionarlos. Cansado de que la sociedad encorsete al colectivo gay, el fotógrafo y artista B-Proud ha decidido mostrar al público la verdadera –realidad– , gracias a lo que mejor sabe hacer, ‘arte’. Bajo el título First come love y con un objetivo muy claro: “proporcionar una visión de la vida ‘cotidiana’ de parejas que han mantenido sus relaciones durante 10, 20 , 30, 40 e incluso 50 años“, se expone estos días en el William Way LGBT Community Center de Filadelfia.
[photomosaic ids=”7627,7627,7628,7629,7630,7638,7639,7640″]
“Este proyecto quiere hacer hincapié en que las relaciones del colectivo LGTB no son diferentes de las heterosexuales, y es que el amor, al igual que el hambre, no entiende de fronteras. Las parejas representadas en este proyecto viven vidas normales, sin embargo, estas parejas se convierten en extraordinarias por su resistencia a las actitudes y políticas que la sociedad dirige contra ellas. A través de la ternura del tacto o la intimidad de la mirada, las emociones profundas sembradas de estas parejas se revelan”. Un proyecto que comenzó en marzo de 2009, con un gran enemigo a sus espaldas -la clara Proposición 8- que acababa de ilegalizar los matrimonios del mismo sexo en California y la Ley de Defensa del Matrimonio que prohibía el reconocimiento del Gobierno Federal de los matrimonios gays y lesbianas. Bajo una intensa lucha del colectivo LGTB por conseguir de una vez sus derechos, cuatro años más tarde, esa sección del DOMA ha sido declarada inconstitucional y la Proposición 8 ha sido derrotada – para siempre. Por desgracia, aún en 32 estados de los EE.UU no están reconocidas las uniones entre personas del mismo sexo.
[photomosaic ids=”7631,7632,7633,7634,7635,7636,7637″]
Imágenes en blanco y negro que “ayudan a eliminar los estereotipos de una sociedad donde la homosexualidad se caracteriza a menudo por los iconos drags, los desfiles del orgullo gay y banderas del arco iris”. Personas que luchan cada día por ser respetadas que no desisten para que se las reconozca lo que son, una familia. Retratos que muestran algo más, uniones íntimas llenas de amor, respeto y cariño. Uniones que no se alejan de una relación heterosexual. Casados, con hijos, ancianos, luchadores, esas son las fotografías que nos presenta B-Proud. La verdadera cara del amor.