Unos dibujos de trazo suelto e infantil han convertido a Jean-Philippe Delhomme en uno de los ilustradores más relevantes de la actualidad. ¿La razón? Dibujar de manera sencilla e irónica nuestra sociedad, especialmente el mundo de la moda. Y sí, según cómo se mire, algunos de sus dibujos pueden parecer simples y sin demasiada técnica, pero detrás de su trabajo se esconde un gran visualizador de nuestra cultura contemporánea, motivo por el cual este artista es considerado una de las figuras más importantes de la ilustración de moda.

[photomosaic ids=”14595,14596,14597,14598,14599,14600,14601,14602,14603″]

Delhomme es un veterano del mundo del arte y la moda. En 1985 se graduó en la Escuela Nacional Superior de las Artes Decorativas de París y pronto empezaría a colaborar con conocidas revistas como Vogue o House Garden. Fue en 1987 cuando publicó su célebre serie Polaroids de Jeunes Filles para la revista Glamour y poco tiempo después, los famosísimos almacenes Barneys de Nueva York le contratarían para una campaña publicitaria, bajo la dirección creativa de Ronnie Newhouse. El resultado fue una original creatividad de cárteles con siluetas que representaban a clientes de los grandes almacenas acompañados de cómicas frases. Un rotundo éxito que le lanzó a lo más alto en Estados Unidos, donde se ganó un gran reconocimiento gracias a sus campañas para Barneys, SAAB, The Mark Hotel NYC o Le Bon Marché.

[photomosaic ids=”14604,14605,14606,14607,14608,14609″]

Columnista e ilustrador en la revista GQ, Jean-Philippe también es el creador del blog The Unknown Hipster, una web donde relata las aventuras de Unknown, un tipo muy hipster de Brooklyn que se cuela en los desfiles de moda, se va de karaoke con Carine Roitfeld, viaja en avión junto a Grace Coddington y comparte cócteles con Marina Abramovic. Y es que, Unknown se lo monta muy bien. Una divertida sátira del mundo de la moda en donde, además, da útiles consejos de cómo comportarse durante los desfiles de moda tales como “estar dispuesto a posar para la manada de bloggers esperando en la entrada del espectáculo (yo personalmente uso espejos de baño del avión para ensayar)” o “a menos que seas alguien dentro de la industria, tener un buen asiento es siempre la parte más dura. No dudes en sobornar a los asistentes de los relaciones públicas”. Y es que, Jean-Philippe Delhomme observa el universo de la moda con humor y benevolencia de manera única con un claro objetivo: expresar la personalidad de las personas con los mínimos detalles, capturando básicamente lo esencial. Según sus propias palabras “la gente del mundo de la moda está desconectada de la realidad“ y así lo trasmite en sus viñetas.

[photomosaic ids=”14610,14611,14612,14613,14614,14615,14616″]

Con trabajos publicados en revistas de todo el mundo y numerosas exhibiciones a sus espaldas, Delhomme ha ilustrado también varios libros que van desde una guía de viajes de Nueva York en colaboración con la firma Louis Vuitton, al manual de estilo para bon vivants del Siglo XXI Cómo ser un hombre de Glenn O’Brien. Además, en noviembre de 2012,  publicó Unknown Hipsters Diaries, el libro donde se recogen las ilustraciones de su bitácora homónima a lo largo de los últimos años, del que sólo se hicieron 1000 copias numeradas.

[photomosaic ids=”14617,14618,14619″]

Y si os ha gustado el trabajo de Jean-Philippe y queréis adquirir una ‘obra’ suya por un módico precio, podéis comprar unas divertidas postales que, con motivo del mundial, la tienda Colette de Paris ha puesto a la venta por 8 Euros.

[photomosaic ids=”14620,14621,14622″]