De reuniones nostálgicas y de bodas romanticonas va la cosa. Y es que estamos en el mes más cursi del año y se nota… Los actores de dos conocidas comedias románticas de la década de los noventa se han reunido veinte años después: ‘Cuatro bodas y un funeral’ (1994) y ‘La boda de mi mejor amigo’ (1997). Y como sabemos que te cuesta asumir el paso del tiempo, te proponemos este diabólico ‘tratamiento de choque’ instantáneo para que compruebes que veinte años ‘no son nada’…

‘Cuatro bodas y un funeral’

Rompió todos los moldes y conquistó a los fans del género con un eterno indeciso y titubeante Hugh Grant que alcanzó fama mundial. Este papel fue su seña de identidad pero también su pequeña ‘maldición’, ya que ha encasillado al actor británico durante estas dos décadas, con algunas afortunadas excepciones.

Ahora, el elenco de actores de ‘Cuatro bodas y un funeral’ se reúnen -coincidiendo con el 25 aniversario de la película- por una buena causa: recaudar fondos para la ONG Comic Relief en el Red Nose Day, tal y como hicieron con ‘Love actually’ hace dos años.

Hugh Grant, Andie MacDowell, Kristin Scott Thomas y Rowan Atkinson, entre otros, participan en un corto que servirá de secuela para la mítica película que se estrenará en el ‘Red Nose Day’, el próximo 15 de marzo, en la BBC One.

Director – Mike Newell– y guionista – Richard Curtis– repiten en esta minisecuela de una de las películas más taquilleras de la historia. Y como somos malignos, te recordamos con unas líneas su tema principal, ‘Love is all around’, grabada por Wet Wet Wet (canción original de The Troggs): ‘I feel it in my fingers, I feel it in my toes’. Ahí tienes banda sonora para todo el día, no te la podrás quitar de la cabeza…

‘La boda de mi mejor amigo’

Pero además, contamos con otro reencuentro nostálgico esta semana: el elenco de actores de la cinta dirigida por P. J. Hogan se ha reunido para protagonizar la portada de la revista ‘Entertainment Weekly’ 22 años después.

Julia Roberts, Cameron Diaz, Rupert Everett y Dermot Mulroney recuerdan en este reportaje los mejores momentos del rodaje de esta comedia de 1997 como las míticas escenas de la -después oscarizada- Roberts frente a un Mulroney que decidía casarse finalmente con otra o aquella en la que toda la familia canta «I say a little prayer», el clásico de Aretha Franklin. (Segunda nota musical del día).

View this post on Instagram

Hi.. so this happened.. 💗

A post shared by Cameron Diaz (@camerondiaz) on

Aquella curiosa conversión de la novia de América en una ‘mala-buena’ de la película que no acababa siendo odiada por el público ha cumplido más de veinte años. No es de mis favoritas pero nunca viene mal apelar a la cinefilia aunque eso implique tomar conciencia del paso del tiempo. Bueno, veinte años ‘no son nada’…