A la hora de decorar la cocina existen muchos recursos para mitigar la homogeneidad de los muebles y darle vida a esta estancia. Lo más habitual es decorar las paredes con baldas, botes, cajas o pintura pizarra. Sin embargo una opción mucho más original consiste en decorar con plantas. Ya sean pequeños tarros de plantas aromáticas, sencillos maceteros colgantes, jarrones con flores o murales vegetales son opciones muy utilizadas habitualmente y aportan mucha naturalidad al ambiente. Veamos algunas de estas opciones.

Estilo Vintage
Las cocinas de estilo vintage, tan de moda actualmente gracias al auge del handmade o del DIY, resultan perfectas para la incorporación de plantas de diversos tipos. Las que más funcionan en este caso son las pequeñas plantas de tipo campestre, como la lavanda, las margaritas o el tomillo, con la ventaja de que muchas de ellas aportan aroma a la cocina y absorben los olores que se puedan producir.

Además, en el estilo vintage, totalmente contrapuesto al minimalista “menos es más”, se tiende a colocar más de un macetero y más de un tipo de planta, despedigando múltiples pinceladas vegetales por la cocina. Sobre la encimera, encima de una balda o metidas en cajitas de té, cualquier ubicación es interesante; lo importante es que se perciban en diferentes lugares.

Plantas de Pared
Si lo que pretendes es sacarle partido a la pared o al frontal de tu cocina existen muchas opciones tanto prácticas como decorativas: puedes meter las plantas en cajas de madera, colocarlas sobre baldas o crear tu pequeño mural vegetal. Si optas por las cajas, te puedes plantear además crear tu propio huerto urbano cultivando especias distintas en cada una.

Plantas colgantes

Otra opción muy curiosa y decorativa hacer que desciendan en vertical colocándolas en repisas o estanterías colgantes, lo que aporta una sensación de ligereza y originalidad inigualable.

Soluciones low cost
¡La creatividad al poder! Si no tenemos mucho presupuesto, echándole un poco de imaginación encontraremos soluciones low cost al alcance de cualquiera, como el empleo de pallets como maceteros o o canalones metálicos como macetas improvisadas colgando de una pared en pintura pizarra.

Más inspiración…
Bolas de cristal, mallas metálicas, pequeñas escaleras a modo de originales estanterías… Como verás, son múltiples las opciones de utilización de plantas a la hora de decorar la cocina. Ya sea desde la más pequeña planta aromática hasta los diseños más modernos, en los que se utilizan verdaderos árboles en mitad de la estancia como separador de espacios, la presencia de plantas ayuda a darle mucha vida y alegría a esta estancia, por lo que si pasas tiempo en ella, no lo dudes, ¡pon un par de plantas en tu cocina y disfrútala al máximo!